NATURALEZA HOLÍSTICA DEL ARTE DE LA FITOTERAPIA

La medicina herbalista es holística por la forma en que se aborda el tratamiento del paciente. Todos los sistemas tradicionales de la fitoterapia tiene una característica común: su consideración de la enfermedad como desequilibrio del todo. La enfermedad no se considera como una entidad a la que haya que enfrentarse, atacar ni erradicar. Por el contrario trata de restaurar el equilibrio y, de este modo, resolver la enfermedad. Resumiendo mucho diremos que la medicina china ve la enfermedad como inarmonía entre las dos fuerzas universales del yin y el yang; por tanto, las hierbas se describen en términos de su naturaleza yin o yang o de las categorías caliente y fría. Los herbalista chinos todavía siguen los consejos del libro de texto del emperador Nei Jing, del siglo primero a.JC., según el cual las enfermedades calientes han de enfriarse y las frías han de calentarse.

También la medicina Ayurvédica categoriza las plantas por su temperatura. Los dos sistemas enseñan que el gusto de las plantas- amargo, salado, dulce, agrio, picante, y astringente- no es casual, sino indicativo de sus propiedades.

La medicina Ayurvédica enseña a que las plantas pueden determinar el equilibrio entre los tres humores primarios: vata (aire), pitta (fuego o bilis) y kapha (agua o flema), cuyas correctas proporciones definen la salud. Estos mismos principios caracterizan la tradición herbalista occidental, que define las plantas con arreglo de criterios de temperatura y hormonales. Los fitoterapeutas modernos tratan también de restaurar el equilibrio y armonía dentro del organismo. En cualquier caso para los fitoterapeutas de todas las tradiciones, la idea de la sabiduría innata del cuerpo, la mente y el espíritu es de importancia capital. La curación natural se funda en el principio básico según el cual el organismo humano posee la capacidad necesaria para protegerse, regularse, ajustarse y curarse. Esta sabiduría innata es lo que con frecuencia se llamó fuerza vital (vis medicatrix naturae).

El herbalista interpreta los síntomas como manifestación de los esfuerzos que hace la fuerza vital por devolver la salud al organismo y, por tanto, trata de colaborar con esos esfuerzos en lugar de suprimirlos.

IMG_4500

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s